El Sindicato Médico Libre de Baleares, en una reunión mantenida con el Director Gerente del Hospital Son Llàtzer, ha sido informado que se está trabajando en la reestructuración y modificación del número de médicos de guardia.

Desde el Sindicato Médico Libre de Baleares nos vemos en la obligación de realizar las siguientes consideraciones:

1.-El ciudadano de nuestra área de referencia tiene derecho a que se le garantice una asistencia sanitaria de máxima calidad a la que aporta su contribución vía impuestos.

2.-Rechazaremos completamente toda modificación a la baja del número de Médicos de Guardia en nuestro hospital.

3.-Entendemos que una posible disminución de médicos de guardia, por una parte, no garantizaría a los ciudadanos la asistencia sanitaria las 24 horas al día, los 365 días al año y, por otra, conllevaría una merma en la calidad asistencial al no darse una disminución de la presión asistencial o del número de población.

4.-Desde el Sindicato Médico Libre de Baleares, haremos todos los esfuerzos posibles, dentro de nuestras funciones, para que los ciudadanos, como usuarios de los servicios sanitarios, y los médicos, como eslabón intermedio entre Administración y administrados, no paguen las consecuencias de desajustes presupuestarios, crisis económicas, aumento de población y aumento de presión asistencial subsiguiente.

5.-Exigimos a la Gerencia del Hospital Son Llàtzer que garantice a los ciudadanos de su área de referencia la máxima calidad asistencial manteniendo en nuestro hospital, en 2010, la misma plantilla de médicos de guardia que en el año 2009 y, si la presión asistencial y la población aumentan, valore su modificación al alza.