En una entrevista en el Periódico digital OK Diario el Dr. Miguel Lázaro ha abordado los temas de actualidad de la Sanidad balear y cómo afecta a los facultativos y sus condiciones laborales.

Algunos titulares:

  • «Todos decían que nuestro sistema sanitario era magnífico pero la pandemia lo ha desnudado, mostrando sus carencias».
  • «En Baleares faltan 800 médicos pero la Administración es incapaz de captar y fidelizar a estos profesionales».
  • El requisito obligatorio del catalán en la sanidad balear es disuasorio se mire por donde se mire».

Podéis verla AQUÍ.

Algunos puntos destacados de la entrevista:

Según la OMS, durante la pandemia en España han muerto 119 médicos en activo. Es decir, es un escenario prácticamente bélico, sobre todo la primera y la segunda ola. Luego ya menos. Eso revela el compromiso que los médicos han tenido. Si alguien no ha fallado aquí ha sido el personal sanitario.

Y yo hablo del colectivo médico que ha demostrado una alta profesionalidad y una gran responsabilidad. Pero el problema es la sobrecarga de trabajo actual, con centros colapsados, porque en Baleares faltan médicos, muchos médicos.

 ¿No se están reforzando las plantillas como sostiene la Conselleria de Salud?

«Una cosa es el relato que tienen, el relato que controlan, que es maravilloso, pero la realidad es otra. Baleares tiene un problema y es que es incapaz de captar y fidelizar a médicos. La administración tiene la responsabilidad de solucionar este grave problema.

¿Y por qué no quieren venir los médicos?

Hay muchas razones, pero yo lo diría al revés. ¿Cómo podemos captar y fidelizar a los médicos? Nos faltan alrededor de 800 médicos en las Islas. ¿Qué estrategias hay que seguir? Es muy fácil. Hay que incentivar que los médicos vengan a Baleares, que es una tierra maravillosa de excelencia. Pero en primer lugar hay que ofrecerles estabilidad laboral. No podemos tener médicos que llevan interinos 12, 15 y hasta 18 años. Es absurdo.

Y en segundo lugar, tenemos que cuidar a los MIR, que son los médicos del futuro. Si cuidamos a los MIR, muchos de ellos se van a quedar. Qué duda cabe. Y luego tiene que haber una serie de estrategias retributivas como la indemnización de residencia, que en Canarias es cuatro o cinco veces mayor que la nuestra y en Melilla, ocho veces mayor, guardias mejor pagadas y que nos restituyan la paga extra completa.

Eso es algo que mucha gente no sabe. Por una decisión del impresentable e insoportablemente leve Zapatero, a los médicos nos redujeron el 43% de la paga extra en 2010. Y llevamos 11 años con la paga extra recortada. El señor Sánchez podría perfectamente resolverlo, pero no lo resuelve porque ha decidido gastarse el dinero en otras cosas.

¿El requisito del catalán es un impedimento para que los sanitarios quieran trabajar en Baleares?

El tema del catalán es en esta isla como el Guadiana, va y viene según el que mande. Hombre, en un contexto en el que faltan tantos médicos, solamente voy a hacer una reflexión. El Sindicato Médico desde el año 2000 dice que el catalán sea mérito.

¿Problemas de entendimiento con el catalán? Ninguno, porque entiendo perfectamente el catalán y el paciente no tiene ningún problema.

El paciente quiere ser escuchado, quiere ser tratado y curado bien. Pero en este contexto actual, en el que nos faltan 800 médicos, establecer que la acreditación lingüística sea un requisito obligatorio es disuasorio, se mire por donde se mire. Se está politizando la sanidad y de alguna forma el interés general. El bien común sanitario debería prevalecer sobre una cuestión política y partidista. 

«No tenemos sustitutos»

Llevamos dos años con déficit de sustitutos porque aquí no tenemos sustitutos. Tenemos 140 médicos sin título homologado que están trabajando y menos mal que están trabajando, porque, si no, no sé qué pasaría. Eso es capaz de agotar individualmente y colectivamente, que es lo que le está pasando a la Atención Primaria.

Esto supone que la Primaria debe reorganizarse, captar más recursos y fidelizar a los médicos. Porque resulta que acaban 27 médicos de familia tras cuatro años de experiencia y se quedan solo siete en los centros de salud; el resto se va. La pregunta es, si tú has hecho una especialidad y la has elegido tras cuatro años de experiencia, ¿por qué te vas?

¿Qué proponen desde el Sindicato para mejorar la Atención Primaria?

Una mayor inversión, como ya he dicho, porque es algo vital. Y ante la falta de médicos de Atención Primaria -porque además se van a jubilar muchos-, nosotros propusimos que al médico que cumple 65 años se le diera la posibilidad de seguir trabajando, pero con una serie de condiciones, agendas limitadas, no hacer urgencias en centros de salud no complejos.

No nos han dicho absolutamente nada mientras están contratando a médicos no homologados. Además, es necesario contratar a más personal de Enfermería.

¿Le parece preocupante la situación de los hospitales públicos de las Islas, con las UCI en riesgo muy alto?

El tema de los hospitales es que llevan seis olas de covid, con el desgaste emocional que supone para los médicos de las UCI. Nosotros estamos haciendo un estudio sobre el impacto emocional en médicos de las UCI, que trasladaremos también a otras unidades. Es brutal.

Es verdad que ahora estamos en la sexta ola y el médico lo que hace es adaptarse. La sensación que tenemos es que los gobernantes no han aprendido nada de las cinco olas anteriores.